Desafortunadamente, vivimos en tiempos peligrosos y paranoicos. De acuerdo con la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en Carreteras, la furia al volante ocurre cuando un conductor comete una infracción de tránsito o una agresión con su vehículo que pone en peligro la propiedad pública o privada; o un conductor o pasajero de un vehículo de motor comete un agresión con otra arma peligrosa (un arma de fuego, por ejemplo) contra el conductor o un pasajero de otro vehículo de motor.

Lamentablemente, el condado de Los Ángeles fue catalogado como la capital de la furia al volante de la nación en un estudio realizado por el Auto Insurance Center, y 2018 no parece ser mucho mejor según las condiciones de las autopistas, los informes de la comunidad y las noticias.

La Historia de las Cifras

Los incidentes de furia al volante son únicos porque siempre hay algún elemento de intencionalidad en el riesgo al que el agresor lo expone a usted. De hecho, 2/3 de todas las muertes por accidentes de auto y de camiones involucran alguna forma de conducción agresiva, en comparación con solo el 40% de todos los accidentes fatales que involucran el consumo de alcohol. Las estadísticas son inquietantes:

  • Como era de esperar, los adolescentes tienen más probabilidades de conducir agresivamente. Eso significa que es probable que los nuevos conductores sean los más agresivos.
  • La furia al volante es contagiosa: al menos la mitad de todos los conductores que son víctimas de un comportamiento agresivo responden con un comportamiento agresivo propio, especialmente los hombres.
  • Sorprendentemente, el 37 por ciento de los incidentes de furia al volante involucran un arma de fuego de una manera u otra.
  • Es mucho más probable que la furia al volante ocurra en la ciudad que en las áreas rurales.

Lo que Provocan la Furia al Volante

Tenga cuidado al conducir, incluso si conoce sus derechos: se sabe que los siguientes actos desencadenan incidentes de furia al volante, con consecuencias que pueden ser drásticamente desproporcionadas con respecto al delito original:

  • Tocar continuamente la bocina
  • Conducir muy cerca de otro vehículo
  • Gritar o maldecir
  • Hacer un gesto obsceno con el dedo medio a otro conductor
  • Chocar deliberadamente con otro vehículo
  • Salir de su auto para enfrentar a otro conductor
  • Cambiar de carril continuamente, especialmente cuando hay mucho tráfico
  • Conducir entre carriles, incluso si usted es motociclista e incluso si es legal
  • Conducir demasiado rápido
  • Bloquear otro vehículo dentro de un área cerrada, como un estacionamiento

Cómo Calmar una Situación de Furia al Volante

Una vez que comienza una situación de furia al volante, es posible que no tenga la oportunidad de calmarla, dependiendo de con quién esté tratando. Sin embargo, observe los siguientes consejos para evitar que la situación  empeore:

  • Mantenga la cabeza fría, pase lo que pase y observe lo que sucede a su alrededor. Este es el principio más importante que debe observar.
  • No tome represalias.
  • Evite el contacto visual.
  • Cierre las puertas y las ventanillas.
  • Vaya a la estación de policía más cercana o llame a la policía si se siente amenazado. Está bien si abandonó la escena del accidente, siempre y cuando estuviera en peligro claro e inmediato (por ejemplo, si le dispararon).
  • Haga su mejor esfuerzo para salirse de los autos delante suyo.

Leyes de Furia al Volante de California

California regula la furia al volante de tres maneras: civil, administrativa y penal.

  • Civil: Alguien que pierde los estribos en el tránsito podría resultar perdedor en una demanda si se determina que un accidente o incidente es culpa suya por negligencia, imprudencia de mala conducta intencional. Los daños punitivos incluso podrían ser evaluados. Causar un accidente al violar una ley de tránsito puede poner al acusado en una situación en la que tenga la carga de demostrar que no fue negligente para evitar su responsabilidad.
  • Administrativa: Violar una ley de tránsito o causar un accidente podría dar lugar a una multa o revocación de la licencia de conducir del infractor, o ambas.
  • Penal: Un autor puede ser acusado penalmente por un incidente de furia al volante. Los posibles cargos incluyen una agresión con un arma mortal (en un incidente de ira vial, un automóvil puede considerarse un arma mortal) e incluso un asesinato si se produce una muerte. Muchos perpetradores de furia al volante son captados en video durante el acto, y los videos son una forma de evidencia difícil de refutar.

Presentar un Reclamo por Furia al Volante

Los accidentes por furia al volante pueden ser problemáticos desde la perspectiva de los reclamos. En un caso típico de accidente de auto, el abogado de lesiones personales de la parte herida negocia con la aseguradora de responsabilidad civil del acusado para lograr un acuerdo extrajudicial, y la disputa se lleva a los tribunales solo si las negociaciones se rompen.

El problema con un accidente de furia al volante es que muchas pólizas de seguro de responsabilidad civil no cubren tales «accidentes». Por supuesto, esto podría no importar en ciertas situaciones: si el conductor es lo suficientemente rico como para pagar daños y perjuicios por sí mismo, por ejemplo, o si estaba de servicio en el momento del accidente (en cuyo caso, usted podría cobrarle a su empleador). Un abogado experto en accidentes de auto puede ayudarlo a buscar a un acusado que pueda pagar un fallo en su contra.

En cualquier caso, podría ser elegible para los siguientes tipos de compensación por sus lesiones:

  • Gastos médicos (incluidos los gastos médicos futuros estimados)
  • Pérdida de ingresos pasados, presentes y futuros
  • Gastos extraordinarios derivados del accidente
  • Daños intangibles como el dolor y el sufrimiento
  • Daños punitivos (si corresponde)

También podría recibir una compensación por los daños materiales a su vehículo.

Es importante que se comunique con un abogado de accidentes de auto en Los Ángeles tan pronto como sea posible después del incidente para que pueda comenzar a presentar su reclamo.

También puede estar interesado en leer sobre la recuperación de daños y perjuicios por un accidente de choque y fuga.

Estamos de Su Lado

Cuanto antes comience a presentar su reclamo, mayores serán sus posibilidades de obtener una compensación total. No tiene que preocuparse si puede pagar los servicios de nuestro mejor equipo de abogados de accidentes de furia al volante, los abogados de lesiones personales premiados  de Dominguez Firm trabajan bajo los términos de «Si no ganamos, no cobramos honorarios»; no nos deberá nada a menos que gane.

Estamos listos para conocerlo en el lugar donde vive o en el hospital, en cualquier momento.